Esteban Glellel: «No es la imagen que queremos dar»

El Cervecero cayó 1-0 ante Temperley en el Beranger

El arquero Esteban Glellel transmitió su sensación luego de la tercera derrota consecutiva que sufrió el equipo en la Primera Nacional. El Cervecero cayó 1-0 ante Temperley en el Beranger y el actual defensor del arco indicó que le quedó “bronca, porque podíamos haber rescatado un punto y se nos termina escapando por una viveza de ellos; nos tiene que servir de experiencia para lo que viene”.

El cordobés fue uno de los pocos valores individuales que tuvieron un buen partido ante el Gasolero. Quilmes no se parece en nada al equipo que tuvo un gran rendimiento en el primer tramo de la temporada.

“No somos el equipo que éramos al comienzo y no podemos demostrar lo que demostramos en el inicio del torneo. No hay que volverse loco y seguir trabajando, estamos haciendo todo lo posible para cambiar la imagen y nos golpeamos la cabeza contra la pared pero hay que pensar en lo que viene y saber que de ahora en más hay que sacar puntos como sea y vamos a trabajar para eso”, prometió Glellel.

El arquero aceptó que “no es la imagen que queremos dar nosotros, entendemos que arrancamos el campeonato de una manera y nos fuimos desinflando. Hay mucho tiempo para trabajar y somos los primeros que hacemos autocrítica, porque queremos volver al juego que teníamos antes”.

Entre las rápidas razones que encontró para explicar este presente del Cervecero, señaló: “no nos acompaña la suerte y no estamos jugando como lo hacíamos antes pero no hay otra forma para superarlo que seguir trabajando y meterle para adelante, porque todavía falta y tenemos tiempo para darlo vuelta”.

Con relación a la derrota sufrida ante Temperley comentó que “fue un partido muy duro y complicado ante un rival que mejoró mucho en los últimos tiempos. Es difícil encontrar una buena en este momento, la sensación que me queda es de bronca”.

El Gasolero encontró el gol en una acción rápida, en donde el equipo Cervecero quedó en inferioridad numérica, ya que el defensor Matías Ferreira estaba afuera del campo de juego y el árbitro Edgardo Zamora lo hizo ingresar al mismo tiempo que dio la orden de ejecutar el córner, donde luego de un rebote Luis López convirtió el 1-0.

“Fue una jugada confusa y rápida, en donde el rival aprovecha nuestra distracción y nos agarra mal parado. Pero tal vez, lamentablemente, si teníamos otra suerte la pelota terminaba en otra cosa. No nos acompañó y terminó en gol pero que nos sirva de experiencia para lo que viene”, resumió.

Por último, el arquero del Cervecero concluyó: “no estamos demostrando el potencial que tenemos”.

Compartir